Una nueva trampa se cierne sobre el endeudamiento tanto en el Norte como en el Sur

Los países en desarrollo cayeron en la trampa de la deuda

Parte 3

1ro de marzo por Eric Toussaint , Milan Rivié


La pandemia del coronavirus y los otros aspectos de la crisis multidimensional del capitalismo mundializado justifican por sí solos la suspensión del pago de la deuda. Lógicamente, se debe priorizar la protección de las poblaciones frente a los dramas sanitarios, económicos y ecológicos.

Además de las de urgencia, es importante también tomar medidas de más largo plazo, que necesitan la puesta en marcha de soluciones radicales, en lo que concierne la deuda de los países en desarrollo. Y es por eso que continuamos con el análisis de los factores que refuerzan, en el presente período, el carácter insostenible del reembolso de la deuda reclamada a los países del Sur global. Abordaremos sucesivamente la evolución a la baja de los precios de las materias primas; la reducción de las reservas de cambio; el mantenimiento de la dependencia en relación a los ingresos provenientes de la exportación de materias primas; los vencimientos en el calendario de pagos de las deudas de los PED, que implica principalmente importantes reembolsos entre los años 2021 y 2025, con respecto a los acreedores privados; la caída de las remesas de las y los migrantes a sus países de origen; el reflujo hacia el Norte de las inversiones bursátiles; el mantenimiento de la fuga de capitales. [1] Los aplazamientos de pago acordados en 2020-2021 debido a la pandemia, por los Estados acreedores miembros del Club de París y del G20, solo representan una pequeña parte de los reembolsos que deben efectuar los Países en desarrollo.

 1. Disminución del precio de las materias primas

A finales de 1980, la caída de los precios de las materias primas fue el segundo factor principal desencadenante de la crisis de la deuda Deuda Deuda multilateral La que es debida al Banco Mundial, al FMI, a los bancos de desarrollo regionales como el Banco Africano de Desarrollo y a otras organizaciones multilaterales como el Fondo Europeo de Desarrollo.
Deuda privada Préstamos contraídos por prestatarios privados sea cual sea el prestador.
Deuda pública Conjunto de préstamos contraídos por prestatarios públicos. Reescalonamiento. Modificación de los términos de una deuda, por ejemplo modificando los vencimientos o en relación al pago de lo principal y/o de los intereses.
del Tercer Mundo. La historia se repite hoy para esos países vulnerables y siempre dependientes de sus ingresos por exportaciones. Indispensables como fuente de las divisas extranjeras necesarias para asegurar el pago de la deuda externa, desde 2014-2015 las materias primas se exportan a precios muy por debajo de los que habían alcanzado anteriormente (véase el gráfico 1). Esos pagos provocan importantes dificultades financieras en una serie de países dependientes de sus ingresos por la exportación de petróleo, de productos agrícolas o mineros. Los países exportadores de petróleo son los más afectados, ya que la caída del precio fue y es enorme. En una serie de casos, ese factor es agravado por la depreciación Depreciación En un régimen de tazas de cambios flotantes, una depreciación consiste en una disminución del valor de la moneda nacional en relación a otras monedas debida a una contracción de la demanda por los mercados de esta moneda nacional de las monedas de los países del Sur frente al dólar estadounidense.


Gráfico 1: Evolución del precio de las materias primas entre noviembre de 2010 y noviembre de 2020 [2]

Se puede observar una correlación neta entre la evolución de los precios de las materias primas y el endeudamiento exterior de los PED. De 1998 a 2003, período de reflujo de capitales de los PED hacia los países del Norte, el precio de las materias primas fue relativamente bajo. A partir de 2003-2004, el precio de las materias primas comenzó un fuerte crecimiento que culmina en 2008. Ese fenómeno atrajo a los inversores y a los prestamistas del Norte en la búsqueda de países que ofrecieran garantías Garantías Acto que proporciona a un acreedor una seguridad en el cumplimiento del compromiso del deudor. Distinguimos entre garantías reales (derecho de retención, fianza, prenda, hipoteca, privilegio) y las garantías personales (caución, aval, carta de intención, garantía autónoma). basadas en sus recursos en materias primas y en sus ingresos por exportaciones. Así que, a partir de 2008, se inicia un período de entrada de capitales del Norte hacia los PED. A los gobiernos y a las grandes empresas privadas del Sur se los incitaba a endeudarse aprovechando el súper ciclo de materias primas. No obstante, hubo una caída de precios en 2009 debido a la crisis mundial provocada por la crisis financiera de 2008 en Estados Unidos y en Europa occidental. Los precios de las materias primas remontaron de nuevo en 2010. Durante el año 2014, se produjo el desplome repentino de ese ciclo.

A esa situación, le sigue un período corriente de 2015 a 2020, durante el cual los precios de las diferentes materias primas oscilaron, año sí, año no, sin llegar nunca a los precios máximos alcanzados a lo largo del «súper ciclo». Como consecuencia de la crisis económica-financiera agravada por la Covid-19, los precios se desplomaron literalmente en el primer semestre de 2020. A pesar de la remontada de los mismos durante el segundo semestre, la tendencia fue claramente negativa para algunas materias primas entre el 1 de enero y el 1 de diciembre de 2020, perdiendo un 8,30 % de media el siguiente conjunto de materias primas: combustibles: -31,21 %; plomo: -7,67 %; algodón: -5,17 %; cacao en grano: -11,92 %; té: -13,54 %; café: -3,21 %. El oro, un valor refugio, específicamente en esta crisis, se apreció un 21,76 %.

  2. Disminución de las reservas de cambio

Al disponer de menos ingresos por exportación, las reservas de cambio disponibles se reducen rápidamente (véase gráfico 2) y se acelera el aumento del endeudamiento. El año 2020 se terminó con un fuerte aumento de las deudas.


Gráfico 2: Reservas de cambio de los PED expresadas en meses de importación [3]

El fin del «súper ciclo» coincide con la disminución continua de las reservas de cambio de los PED, expresada en meses de importación. Mientras que para los países dependientes de materias primas se recomienda un mínimo de reservas de cambio de 3 meses de importación, los países con menos ingresos se sitúan bien por debajo de esa pauta. Con la nueva disminución de los precios petroleros en 2020, la reducción de la recaudación por exportación, y en forma general los ingresos, y el aumento de los reembolsos a contar de 2020, una serie de países, en particular, algunos exportadores de petróleo, corren el riesgo de no poder pagar su deuda externa pública.

  3. Mantenimiento de la dependencia en relación con la exportación de materias primas

El precio de las materias primas reviste una importancia fundamental en el actual sistema deuda para los PED. El colonialismo seguido del neocolonialismo, simbolizado especialmente por los planes de ajuste estructural Ajuste estructural Política económica impuesta por el FMI como condición para la concesión de nuevos préstamos o para la refinanciación de préstamos anteriores. de las IFI, mantienen voluntariamente una mayoría de PED dentro de un «modelo» extractivista exportador de materias primas (véase el recuadro). Sin infraestructuras de transformación suficiente, estos países son extremadamente sensibles a la volatilidad de los precios, volatilidad mantenida por la especulación Especulación Actividad consistente en buscar ganancias bajo la forma de plusvalía apostando por el valor futuro de los bienes y activos financieros o monetarios. La especulación genera un divorcio entre la esfera financiera y la esfera productiva. Los mercados de cambios constituyen el principal lugar de especulación. en los grandes mercados bursátiles internacionales. [4] Si consideramos los 29 países de ingresos bajos (véase tabla 2), a excepción de Corea del Norte y de Haití, todos son dependientes de la evolución de los precios de una materia u otra. Podríamos ampliar el estudio a países de ingresos medios y se encontrarían resultados similares. Por ejemplo en 2017, los combustibles representaban entre el 50 y el 97 % de los productos exportados por: el Congo (50 %), Gabón (70 %) y Angola (97 %); los productos agrícolas constituyen el 80 % de las exportaciones de Granada; los productos mineros, el 75 % de las exportaciones de Zambia y el 92 % de las de Botsuana.

Recuadro: ¿Qué es el modelo «extractivista exportador»?

Ese modelo consiste en un conjunto de políticas que tienen por fin extraer del subsuelo o de la superficie del suelo el máximo de bienes primarios (combustibles fósiles, minerales, madera…) o producir el máximo de productos agrícolas, destinados al consumo, en los mercados extranjeros con el objetivo de exportar hacia el mercado mundial. Ese modelo tiene numerosos efectos nefastos: destrucción del medio ambiente (minas a cielo abierto, deforestación, contaminación de los cursos de agua, salinización/empobrecimiento/envenenamiento/erosión de los suelos, reducción de la biodiversidad, emisiones de gases de efecto invernadero…), destrucción de los medios de vida naturales de poblaciones (pueblos originarios y otros); agotamiento de los recursos naturales no renovables; dependencia con respecto a los mercados mundiales (bolsas de materias primas o de productos agrícolas) donde se determinan los precios de los productos exportados; mantenimiento de salarios muy bajos para seguir siendo competitivos; dependencia con respecto a las tecnologías provenientes de los países más industrializados; dependencia con respecto a los insumos Insumos Elementos que entran en la producción de un bien. En la agricultura, los abonos, los pesticidas y herbicidas son insumos destinados a mejorar la producción. Para obtener las divisas necesarias para el pago del servicio de la deuda, los mejores insumos se reservan para los cultivos para la exportación, en detrimento de los cultivos alimentarios necesarios para la población. (pesticidas, herbicidas, semillas transgénicas o no, abonos químicos…) producidos por algunas grandes empresas transnacionales (la mayoría provenientes de los países más industrializados); dependencia con respecto a la coyuntura económica y financiera internacional.

Fuente : Eric Toussaint, «Équateur : De Rafael Correa à Lenin Moreno», https://www.cadtm.org/Equateur-De-Rafael-Correa-a-Lenin-Moreno


Tabla 1: Dependencia de los países de ingresos bajos con respecto a las materias primas (expresada meses de importación) [5]

Dependencia con respecto a las exportaciones de productos agrícolasDependencia con respecto a las exportaciones de combustiblesDependencia con respecto a las exportaciones de minerales, menas y metales
Países Reservas de cambio
en 2019
Países Reservas de cambio
en 2019
Países Reservas de cambio
en 2019
Afganistán 12,02 Sudán (2017) 0,19 Burkina Faso nc
R. Centroafricana nc Chad nc Burundi (2018) 0,88
Etiopía 1,8 Yemen nc Eritrea nc
Gambia (2018) 3,59 Guinea 3,26
Guinea-Bissau nc Liberia 2,99
Madagascar 4,38 Malí nc
Malaui 2,82 Mozambique 4,36
Uganda (2018) 4,18 Níger nc
Siria nc RDC (2018) 0,41
Ruanda 4,28
Sierra Leona (2018) 3,47
Tayikistán 1,68
Togo nc


Tabla 2: Países en desarrollo que tienen reservas de cambio inferiores a 3 meses de importación

Países de ingresos bajosPaíses de ingresos medios inferiorPaíses de ingresos medios superior
Etiopía 1,80 Yibuti 1,22 Belice 2,38
Liberia 2,99 Esuatini 2,11 Bielorrusia 1,86
Malaui 2,82 Ghana 2,73 Ecuador 0,77
Tayikistán 1,68 Laos 1,57 Guyana 1,79
Pakistán 2,55 Kazajistán 1,61
Santo Tomé y Príncipe 2,89 Kosovo 2,52
Sri Lanka 2,95 Maldivas 1,96
Zambia 2,08

Con la guerra comercial entre Estados Unidos y China, y la ralentización general del crecimiento, amplificada por la crisis multidimensional de la Covid-19, la cotización de las materias primas continuaron bajando drásticamente en el primer semestre de 2020. Durante el segundo semestre de 2020, los precios de los productos del petróleo y sus derivados permanecieron muy bajos, mientras que los precios de otros bienes primarios remontaron un poco.

 4. El calendario de vencimientos de los pagos de las deudas de los PED

Las sumas que los PED deben pagar son particularmente elevadas y los efectos de la crisis las aumentarán aún más en los próximos años (evidentemente, la tabla siguiente no lo puede mostrar), ya que los gobiernos aumentan la deuda pública para paliar la dramática situación del año 2020.


Gráfico 3: Reembolso de la deuda externa pública de los PED entre 2007 y 2027 (en miles de millones de USD)

El gráfico 3 nos muestra las sumas reembolsadas por los PED por tipo de acreedor:

Se puede señalar un aumento sensible de los reembolsos entre 2007 y 2020, con una parte creciente destinada al pago de los préstamos emitidos en forma de títulos de la deuda soberana Deuda soberana Deuda de un Estado o garantizada por un Estado. . En 2015, con la caída de los precios de las materias primas (que se agravó más en 2020, en lo que concierne al petróleo y sus derivados), el aumento de los tipos de interés Interés Cantidad pagada como remuneración de una inversión o percibida por un prestamista. El interés se calcula sobre la base de la cantidad de capital invertido o prestado, de la duración de la operación y del último tipo aplicado en ese momento. (en particular de los préstamos en forma de títulos soberanos) y la ralentización del crecimiento económico mundial, diez PED se declararon en suspensión de pagos. [6]

A partir de 2020, hay que tener en cuenta que los datos son proyecciones mínimas, y susceptibles de evolucionar al alza en un futuro. No obstante, las sumas ya son considerables. Reencontramos la tendencia creciente en la parte correspondiente a la forma de reembolso de los títulos soberanos. Más allá de los factores de riesgo precitados, hay que tener en cuenta los efectos de la pandemia de la Covid-19.

A consecuencia de la pandemia, los países del G20 G20 El Grupo de los Veinte (G20) está compuesto por diecinueve países más la Unión Europea, en el que los ministros, gobernadores de bancos centrales y jefes de Estado se reúnen regularmente. Fue creado en 1999, tras la sucesión de crisis financieras de los años noventa. Pretende favorecer la cooperación internacional, integrando el principio de un diálogo ampliado ante el creciente peso económico adquirido por un grupo de países. Sus miembros son: Alemania, Sudáfrica, Arabia Saudí, Argentina, Australia, Brasil, Canadá, China, Corea del Sur, Estados Unidos, Francia, India, Indonesia, Italia, Japón, México, Reino Unido, Rusia, Turquía y la Unión Europea (representada por el Presidente del Consejo y el gobernador del Banco Central Europeo). acordaron una moratoria para los reembolsos de la parte bilateral correspondiente al período de mayo de 2020 a abril de 2021. Eventualmente esta moratoria se podría alargar hasta fines de 2021. La operación consiste en posponer los pagos de la parte bilateral hasta los años 2022 y 2026. Y estos aplazamientos se agregarán a los pagos ya previstos para esos dos años, agravando así las dificultades de pago. Si bien los elegibles fueron 73 países, [7] en realidad solamente 46 participaron en esta iniciativa de suspensión del servicio de la deuda Servicio de la deuda Suma de la amortización más los intereses del capital prestado. , llamada ISSD. [8] ¿Por qué tan pocos? Dos factores lo explican. El primero concierne a la poca entidad de la medida que consiste en posponer un 1,6 % de la deuda exterior pública de los PED, el segundo se caracteriza por el chantaje de los acreedores privados y de las agencias de calificación Agencias de calificación AGENCIAS DE CALIFICACIÓN : Empresa privada que evalúa el riesgo de solvencia financiera de una empresa, de un Estado, de una administración territorial (un ayuntamiento, una provincia, una región) o de una operación financiera, como el caso de un préstamo. Cada agencia posee su propio sistema de calificación. De forma esquemática las calificaciones se fijan de A hasta D con grados intermedios. La calificación obtenida por una empresa o por una administración pública tiene un impacto inmediato sobre su coste de endeudamiento: una nota alta permitirá pedir prestado a bajos tipos de interés*, mientras que una mala nota llevará a subir los tipos de interés*, o incluso a la imposibilidad de acceder a préstamos. Las principales agencias de calificación son Standard & Poor’s, Moody’s y Fitch. que afectan a los PED. Esas agencias avisaron que los países que introdujeran demandas de moratoria se arriesgaban a ver su calificación rebajada y así ver cortado su acceso a los mercados financieros. [9] En resumen, los primeros prometen un aumento de los tipos de interés para esos países mientras que los segundos prometen restringirles la posibilidad de financiarse en los mercados financieros. Como consecuencia, esos países se encontrarán que deberán pagar una suma superior con menos recursos. Si volvemos a la tabla 1, vemos que ese tipo de medidas augura el retorno de las transferencias negativas para los PED, es decir que reembolsarán sumas superiores a las que recibirán bajo la forma de nuevos créditos Créditos Suma de dinero que una persona (el acreedor) tiene el derecho de exigir de otra persona (el deudor).

Créditos privados
Préstamos concedidos por los bancos comerciales, sea cual sea el prestatario.

Créditos públicos
Préstamos concedidos por acreedores públicos, sea cual sea el prestatario.

La trampa de la deuda se está cerrando dulce e indudablemente sobre un número creciente de PED.

 5. Otros factores agravados por la Covid-19

Aunque la crisis de la Covid-19 no sea la única causa de todas las dificultades económicas que atraviesan los países, es cierto que llegó para profundizar una especulación financiera inédita por su amplitud y también un inicio de retroceso de la producción desde la mitad de 2019 en economías tan importantes como la de Alemania y la de Estados Unidos. [10] Las finanzas de Wall Street se tambalearon considerablemente en el otoño de 2019, [11] así como en febrero-marzo 2020, antes de la generalización del confinamiento, seguido de la intervención masiva de los bancos centrales. [12] La crisis, que se amplificó de manera catastrófica desde marzo de 2020, tendrá consecuencias de larga duración en la pérdida de empleos, pérdidas de ingresos y dificultades de reembolso de las deudas.

Como indica Gilbert Achcar, «143 millones de empleos fueron destruidos en los países de ingresos medios inferiores (-14 %), 128 millones en los países de ingresos medios superiores (-11 %), […] Y, si los Estados con ingresos bajos solo perdieron el equivalente a 19 millones de empleos (-9 %) durante el mismo período, esta cifra traduce mal el impacto socioeconómico de la crisis que están sufriendo». Antes de proseguir, «Según el Banco Mundial Banco mundial Creado en 1944 en Bretton Woods en el marco del nuevo sistema monetario internacional, el Banco posee un capital aportado por los países miembros (189 miembros el año 2017) a los cuales da préstamos en el mercado internacional de capitales. El Banco financia proyectos sectoriales, públicos o privados, con destino a los países del Tercer Mundo y a los países antes llamados socialistas. Se compone de las siguientes tres filiales.

Mas...
, la pobreza extrema —que define como la supervivencia con menos de 1,90 USD por día— aumentó en 2020, bajo el efecto de la pandemia, por primera vez desde 1998, posteriormente a la crisis financiera asiática de 1997». [13]

Continuando con la crisis, se asiste a la repatriación de medios financieros de los países de la periferia hacia el centro, lo que provoca una caída en las bolsas de los países del Sur, mientras que las bolsas de los países del Norte remontaron desde mediados de marzo. Es el caso de la bolsa Bolsa Lugar de encuentro de la oferta y demanda de valores mobiliarios que ya fueron emitidos en el mercado financiero primario. La bolsa es por tanto el mercado de ocasión de títulos mobiliarios; también llamado mercado secundario. de México que bajó un 2,5 % entre febrero 2020 y comienzos febrero 2021, la de Santiago de Chile que bajó el 7,25 %, la de Nairobi que bajó el 5,1 %, la de Marruecos que bajó el 7 % (todos los porcentajes indicados corresponden a la evolución entre el 1 de enero de 2020 y el 1 de febrero de 2021).

Hay otros elementos que participan en la merma de los recursos financieros disponibles para los PED, en paralelo a un aumento de los gastos (para hacer frente a la pandemia) y a una reducción de sus ingresos. Con instrumentos de control «fuera de uso» por las instituciones financieras internacionales (IFI) y sus planes de ajuste estructural, los PED sufren una importante fuga de capitales. En 2015, el think-tank Global Finantial Integrity calculaba los flujos financieros ilícitos anuales que salen de los países del Sur entre 438.000 y 600.000 millones de dólares, o sea el 20 % de la deuda externa pública de los país del Sur. [14] Solamente para África, la UNCTAD estima que los flujos financieros ilícitos representan una pérdida anual de 89.000 millones de dólares, o sea, el equivalente a la ayuda oficial al desarrollo Ayuda oficial al desarrollo
AOD
Se denomina ayuda pública al desarrollo a las donaciones y préstamos concedidos en condiciones financieras privilegiadas, acordados por organismos públicos de los países industrializados. Es suficiente entonces que un préstamo sea otorgado a una tasa inferior a la del mercado (préstamo concesivo) para que sea considerado una ayuda, aunque luego el país beneficiado devuelva hasta el último céntimo. Los préstamos bilaterales condicionados (que obligan al país beneficiario a comprar productos o servicios al país prestamista) y la mayor parte de las deducciones de la deuda también son parte de la AOD.

Aparte de la ayuda alimentaria, se puede distinguir tres tipos de utilización de los fondos así distribuidos: el desarrollo rural, las infraestructuras y la ayuda fuera de proyecto (financiación de déficit presupuestario o de la balanza de pagos). Es este último destino el que más aumenta. Esta ayuda está «condicionada» a la reducción del déficit público, las privatizaciones, la buena conducta ecológica, la atención a los más pobres, la democratización, etc. Todas estas condiciones son definidas por los principales gobiernos del Norte y la pareja Banco Mundial/FMI. Esta ayuda pasa por tres canales: la ayuda multilateral, la ayuda bilateral y las ONG.
e inversiones extranjeras directas acumuladas. [15] El lucro cesante es tal que África y un buen número de países en desarrollo son en realidad acreedores netos de los países del Norte, tanto más que los cálculos se basan en proyecciones mínimas.

En la búsqueda de inversiones seguras para sus capitales, los inversores desdeñan también las emisiones de títulos soberanos de los PED con mayor dificultad, salvo si hubiera un acuerdo para aumentar el tipo de interés y las primas de riesgo, que elevaría la factura de la deuda.

En cuanto a las inversiones directas extranjeras Inversiones Directas Extranjeras
IDE
Las inversiones extranjeras pueden efectuarse bajo forma de inversiones directas o bajo forma de inversiones de portafolio (o carteras). Aunque es difícil hacer la distinción por razones contables, jurídicas o estadísticas, se considera que una inversión extranjera es una inversión directa si el inversor extranjero posee el 10% o más de las acciones ordinarias o de los derechos de voto en una empresa. Aunque arbitrario, este criterio fue adoptado ya que se estima que tal participación es una inversión a largo plazo, lo que permite a su propietario ejercer una influencia en las decisiones de gestión de la empresa. Por el contrario, una inversión extranjera inferior al 10% será contabilizada como una inversión de cartera. Se considera que los inversores de portafolio no ejercen ninguna influencia en la gestión de una sociedad en la que poseen acciones. Los inversores en portafolio designan al conjunto de depositantes bancarios y de colocadores financieros bajo la forma de títulos públicos o privados. Los flujos de inversiones directas, sea cual sea su destino, representan la suma de los siguientes elementos: aportes netos de capitales acordados por el inversor directo bajo forma de compra de acciones o de partes, de aumento de capital o creación de empresas; préstamos netos; lo que comprende préstamos a corto plazo y adelantos permitidos por las casas matrices a sus filiales; beneficios no distribuidos (reinversiones) (extraído de Chesnais, 1994, p. 40).
(IDE), la UNCTAD adelanta un declive del 40 %. Con el cierre de las fronteras y de los aeropuertos, varios países están sufriendo una fuerte reducción de sus ingresos ligados al turismo.

 6. Disminución de las remesas de las familias migrantes hacia sus países de origen

A todo lo anterior, hay que añadir el descenso de las remesas que envía la diáspora, bien superiores a la ayuda oficial al desarrollo [16] (Véase gráfico 4). Ahora bien, esos envíos que llegan la mayoría de las veces en divisas fuertes permiten a los Estados aumentar sus reservas en dólares, euros, u otras monedas fuertes para poder reembolsar la deuda externa pública. La disminución de los ingresos de las familias del Sur debido a la reducción de las sumas que reciben de sus familiares que trabajan en el extranjero, reducirá su consumo y, automáticamente, disminuirá su capacidad para pagar impuestos indirectos o directos. Y eso disminuirá la recaudación pública y la capacidad de pagar la deuda. Pero también aumentará la necesidad de las familias, ya empobrecidas, de recurrir a préstamos para poder sobrevivir.


Gráfico 4: Envío de remesas de la diáspora y ayuda oficial al desarrollo recibidos por los PED (en miles de millones de USD))

El gráfico 4 compara los envíos de fondos de la diáspora (en azul) con la ayuda oficial al desarrollo (AOD) recibidos (en naranja) por los PED. En el período de 18 años, la AOD aumentó más del triple en valor absoluto, pasando de 48.360 millones a 165.590 millones de dólares. Pero se trata de un aumento tramposo. En valor relativo, la AOD se redujo a un 0,3 % del ingreso nacional bruto de los países contribuyentes, muy lejos del objetivo del 0,7 %. [17] Por otra parte, es indispensable cuestionarse la calidad de esa «ayuda», ciertamente constituida por donaciones pero sobre todo por préstamos, que pueden ser destinados a sectores muy discutibles como el control de fronteras, los gastos ligados a la detención de migrantes o, incluso, a anulaciones de deuda. Al mismo tiempo, los envíos de fondos de la diáspora se multiplicaron por 6,5 pasando de 73.950 millones a 485.270 millones de dólares. En 2019, incluso se alcanzó un nuevo record con cerca de 554.000 millones de dólares enviados. [18] Por otro lado, con el fin de escapar a las comisiones reclamadas por los bancos y empresas especializadas en las transferencias internacionales de dinero, un porcentaje significativo pasa por circuitos informales invisibles para las instituciones estadísticas. [19] Los envíos de fondos (remesas) de la diáspora representan tres veces la AOD mínima, probablemente mucho más, y sobre todo son ingresos indispensables para las poblaciones de los PED, a menudo con pocos recursos para los gastos de salud, educación e incluso de alimentación. Con frecuencia enviados en divisas fuertes (dólar, euro, etc.), constituyen también para los Estados una parte significativa de las reservas de cambio a su disposición. Con la crisis de la Covid-19, el Banco Mundial pronosticó una disminución del 20 % de estos envíos en 2020. [20] En otras palabras, eso se traducirá en un aumento de la pobreza y de dificultades crecientes para pagar la deuda pública externa.

  7. Países en dificultades de pago

La tabla 2 ilustra los elementos de análisis de este capítulo. Según el FMI, el 20 % de los PED están en situación de sobreendeudamiento, un país sobre cinco, un riesgo considerable. Y un poco menos del 15 % de los PED está en suspensión de pagos. En los dos casos, el África subsahariana es la región más afectada. Seguida por Asia del Este y Pacífico, y luego América Latina y Caribe.


Tabla 2: Lista por regiones de los PED en situación de sobreendeudamiento o en suspensión de pagos [21]

 8. La deuda contra los pueblos

Según la campaña Jubilee Debt, el servicio de la deuda de los PED debía representar el 14,3 % de sus ingresos en 2020, o sea, más del doble que el servicio de 2010. Esa media esconde como siempre las fuertes disparidades, así como situaciones dramáticas, por ejemplo Gabón (59,5 % del total de la recaudación pública), Ghana (50,2 %), Laos (31,1 %), de Sri Lanka (37,5 %), de Venezuela (266,4 %). [22] En resumen, «Cincuenta y dos Estados dedican más del 15 % de sus recaudaciones a este reembolso, en relación a 31 en 2018, 27 en 2017, 22 en 2015»… [23]

 9. Resumen

Resumiendo las partes 2 y 3, tenemos:

  • Un aumento enorme de la deuda de los PED a partir de 2008, que se tradujo en un flujo masivo de entrada de capitales privados.
  • Un incremento sin precedentes de la parte de deudas correspondientes a títulos públicos soberanos, cuyos vencimientos de pago serán los más importantes a partir de 2020.
  • Un comienzo de reflujo de los medios financieros que se habían dirigido desde el Norte hacia las bolsas del Sur.
  • Unos tipos de interés de los empréstitos públicos del Sur con una pendiente ascendente que se puede agravar con la degradación anunciada del endeudamiento de los PED.
  • Una fuerte degradación de los términos del intercambio con la caída dramática y continua del precio de las materias primas acompañado de la depreciación de las monedas de los PED frente al dólar estadounidense.
  • Una actualidad dominada por la Covid-19 y las incertidumbres que planean sobre las economías de los PED.
  • Una reducción de las reservas de cambio.
  • Una caída de las remesas de los migrantes hacia sus países de origen.
  • Diez países en suspensión de pagos desde 2015 y veintiún países en total, A los cuales hay que agregar los veintisiete países con alto riesgo de sobreendeudamiento.

Una nueva trampa de la deuda se está cerrando sobre los países del Sur. ¡Es el momento de actuar!


Traducido por Griselda Pinero

Click




Notas

[1Salvo mención contraria, todos los datos indicados en los gráficos provienen de la web del Banco Mundial.

[2indexmundi, consultado el 4 de diciembre de 2020 : https://www.indexmundi.com/commodities/

[3Según los últimos datos disponibles en la web del Banco Mundial. No hay datos de 2019 para los países de ingresos bajos.

[4Gérard Le Puill, «Spéculations permanentes sur les matières première», l’Humanité, 26 de junio de 2019. Disponible en : https://www.humanite.fr/speculations-permanentes-sur-les-matieres-premieres-674133

[5“State of commodity dependence 2019”, UNCTAD, p.25-30. Disponible à : https://unctad.org/en/PublicationsLibrary/ditccom2019d1_en.pdf

[6Se trata de Argentina, Congo, Gambia, Granada, Mozambique, Santo Tomé y Príncipe, Sudán del Sur, Venezuela y Yemen.

[7Se trata de los países AIF del Banco Mundial. Véase https://ida.worldbank.org/about/borrowing-countries (traducida al castellano: Países prestatarios…)

[8Véase Banco Mundial, «Covid-19: Iniciativa de suspensión del servicio de la deuda» «https://www.worldbank.org/en/topic/debt/brief/covid-19-debt-service-susp (traducida al castellano). Véase también Milan Rivié, «6 mois après les annonces officielles d’annulation de la dette des pays du Sud : Où en est-on ? », 17 de septiembre de 2020. Disponible en : https://www.cadtm.org/6-mois-apres-les-annonces-officielles-d-annulation-de-la-dette-des-pays-du-Sud. También en inglés.

[9Véase especialmente Aurélie M’Bida, «Dette africaine : Moody’s face aux foudres de l’ONU et de la Banque mondiale», JeuneAfrique, 22 de julio de 2020. Disponible en : https://www.jeuneafrique.com/1018565/economie/dette-africaine-moodys-face-aux-foudres-de-lonu-et-la-banque-mondiale/ y Nelly Fualdes, «Dettes africaines : pourquoi les prêteurs privés se rebellent», JeuneAfrique, 18 de mayo de 2020. Disponible en: https://www.jeuneafrique.com/946163/economie/dettes-africaines-pourquoi-les-preteurs-prives-se-rebellent/

[10Véase Éric Toussaint, «La pandemia del capitalismo, el coronavirus y la crisis económica», 20 de marzo de 2020. Disponible en https://www.cadtm.org/La-pandemia-del-capitalismo-el-coronavirus-y-la-crisis-economica

[11Véase especialmente Éric Toussaint, «Pánico en la Reserva Federal y retorno del Credit Crunch sobre un mar de deudas» 26 de septiembre de 2019. Disponible en: https://www.cadtm.org/Panico-en-la-Reserva-Federal-y-retorno-del-Credit-Crunch-sobre-un-mar-de-deudas

[13Gilbert Achcar, Un gran «confinamiento» devastador en el Tercer Mundo, https://www.mondiplo.com/un-gran-confinamiento-devastador-en-el-tercer

[14Véase Global Financial Integrity «Flujos financieros ilícitos relacionados con el comercio: datos por país» Disponible en: https://gfintegrity.org/data-by-country/ (traducida al castellano)

[15Véase el informe de la UNCTAD sobre el desarrollo económico de África, 28 de septiembre de 2020. Disponible en: https://unctad.org/fr/PublicationsLibrary/aldcafrica2020_fr.pdf y también en inglés.

[16Julien Bouissou, «La diaspora est devenue le bailleur de fonds le plus fiable»: l’indispensable argent des migrants, 15 de diciembre de 2019, Le Monde. Disponible en : https://www.lemonde.fr/economie/article/2019/12/15/l-indispensable-argent-des-migrants_6022957_3234.html

[17Véase CNCD-11.11.11, Rapport 2020 sur l’Aide belge au développement, septiembre de 2020 [Informe 2020 sobre la ayuda belga al desarrollo]. Disponible en : https://www.cncd.be/IMG/pdf/2020-cncd-11.11.11-rapport-aide-belge-au-developpement-web.pdf

[18Banco Mundial, «El Banco Mundial prevé la mayor caída de remesas de la historia reciente», 22 de abril de 2020. Disponible en: https://www.bancomundial.org/es/news/press-release/2020/04/22/world-bank-p...

[19Véase Léonce Ndikumana y James K. Boyce, La dette odieuse de l’Afrique : Comment l’endettement et la fuite des capitaux ont saigné un continent, versión original 2011, versión française 2013 – Editions Amalion

[20Ibid., nota pie de página nº 15.

[21FMI «Lista de LIC DSAs para PRGT. Países elegibles. 25 de noviembre de 2020. Disponible en: https://www.imf.org/external/Pubs/ft/dsa/DSAlist.pdf

[22«Debt data porta», Jubilee Debt Campaign. Consultado el 4 de diciembre de 2020, https://data.jubileedebt.org.uk/

[23Gilbert Achcar, op. cit.

Eric Toussaint

doctor en Ciencias políticas de la Universidad de Lieja y de la Universidad de París VIII, es el portavoz del CADTM internacional y es miembro del Consejo Científico de ATTAC Francia.
Es autor de diversos libros, entre ellos: Capitulación entre adultos. Grecia 2015: Una alternativa era posible, El Viejo Topo, Barcelona, 2020; Sistema Deuda. Historia de las deudas soberanas y su repudio, Icaria Editorial, Barcelona 2018; Bancocracia Icaria Editorial, Barcelona 2015; Una mirada al retrovisor: el neoliberalismo desde sus orígenes hasta la actualidad, Icaria, 2010; La Deuda o la Vida (escrito junto con Damien Millet) Icaria, Barcelona, 2011; La crisis global, El Viejo Topo, Barcelona, 2010; La bolsa o la vida: las finanzas contra los pueblos, Gakoa, 2002. Ha sido miembro de la Comisión de Auditoria Integral del Crédito (CAIC) del Ecuador en 2007-2011.
Coordinó los trabajos de la Comisión de la Verdad Sobre la Deuda, creada por la presidente del Parlamento griego. Esta comisión funcionó, con el auspicio del Parlamento, entre abril y octubre de 2015. El nuevo presidente del Parlamento griego anunció su disolución el 12 de noviembre de 2015.

Otros artículos en español de Eric Toussaint (685)

0 | 10 | 20 | 30 | 40 | 50 | 60 | 70 | 80 | ... | 680

Milan Rivié

CADTM Bélgica
Twitter: @RivieMilan

Otros artículos en español de Milan Rivié (9)

Traduccion(es)

CADTM

COMITE PARA LA ABOLICION DE LA DEUDAS ILEGITIMAS

35 rue Fabry
4000 - Liège- Belgique

00324 226 62 85
info@cadtm.org

cadtm.org