printer printer Haga clic en el icono verde de la derecha
Zagreb-Sarajevo: En plena crisis de la Unión Europea, las resistencias en el corazón de los Balcanes
por Eric Toussaint
20 de mayo de 2012

Desde el 5 hasta el 19 de mayo de 2012 se celebró en Zagreb (Croacia) el 5º «Festival Subversivo», al que le ha seguido durante los días 19 y 20 de mayo el primer «Antifest» (Antifestival) en Sarajevo (Bosnia Herzegovina). En Zagreb, cada noche, en el momento de la conferencia principal del día, la gran sala de cine donde desarrollaba el festival se llenaba a tope (entre 600 y 700 personas, de las que un centenar se tenía que quedarse de pie o sentarse en el suelo). Entre los invitados a las conferencias de la noche: Michael Hardt, Tariq Alí, Slavoj Žižek, Saskia Sassen, Samir Amin, Bernard Cassen… Cada día se realizaron talleres donde, en cada uno, se reunían un centenar de participantes llegados principalmente de los Balcanes: activistas estudiantes, militantes sindicales, dirigentes de asociaciones ciudadanas, representantes de ONG, periodistas de medios alternativos, etc. Entre los temas abordados: «¿Qué es lo que no funciona en la UE? », «Las resistencias en Europa», «¿Otra Europa, es posible? »; «El papel de la izquierda europea» «¿Democracia directa o representativa?»; «La larga marcha de la protesta: desde los Foros Sociales al movimiento de Occupy y los Indignados», «En defensa de los bienes comunes»; «La actual situación social en los Balcanes», «Desindustrialización y resistencia obrera» (véase el programa completo en http://www.subversivefestival.com/uploaded/Subversive%202012-EN.pdf ). Se vieron numerosas películas, entre ellas Catastroika, el último documental de Aris Chatzistefanou y Katerina Kitidi, los realizadores de Debtocracy.

Su pase fue un gran éxito

El tema de la auditoría de la deuda y la necesidad de anular la deuda pública ilegítima encontró un verdadero eco en los medios y en los debates.

Mientras hace poco menos de 20 años se libraba aquí la última guerra europea, hasta ahora, en el contexto del estallido de Yugoslavia y de una restauración brutal del capitalismo, nos entusiasma constatar que renace progresivamente un movimiento anticapitalista entre los jóvenes y los trabajadores. Un movimiento que cultiva el internacionalismo, el rechazo de cualquier forma de opresión, la voluntad de desarrollar herramientas diferentes para una verdadera democracia… La gran mayoría de los organizadores y organizadoras de este importante encuentro internacional tienen entre 25 y 40 años, lo que es una muy buena señal.

Intervine como conferenciante en dos paneles, uno sobre el tema de la crisis en Europa y otro, por la noche en la gran sala de cine, sobre el tema «La larga marcha de la protesta: desde los Foros Sociales hasta el movimiento Occupy los Indignados», en compañía de Bernard Cassen y de Samir Amin. Especialmente, abordé las ideas presentadas en el texto «El contexto internacional de las indignaciones mundiales».

Con ocasión de esta quinta edición del Festival Subversivo, el comité organizador puso en el orden del día la propuesta de la realización de un Foro Social de los Balcanes, al que se dedicó por completo los dos últimos días. Durante los debates que inauguraron los trabajos, se pasó revista a las políticas de choque aplicadas en Rumania, Bulgaria, Albania y Bosnia, y a aquellas, un poco menos brutales, aplicadas en Eslovenia y Croacia. Grecia, otro país balcánico fuertemente representado durante esta conferencia, está viviendo lo que ya vivieron los países antes mencionados unos años antes. La novedad es que lo que está pasando en Grecia coincide con una crisis mayúscula de la Unión Europea y que una parte importante del pueblo griego (sobre todo su población urbana y su juventud) ha reaccionado votando por la izquierda radical. La terapia de choque y las resistencias que originan no comenzaron en Grecia, pero lo que pasa en el país heleno constituye un punto de inflexión posible de la crisis de integración europea bajo la conducción del gran capital. Sin embargo, hay que lamentar la poquísima solidaridad que encontramos entre los pueblos europeos: los rumanos, los búlgaros, los húngaros, sin olvidar a los letones no recibieron el sostén internacional que deberían haber recibido para hacer frente a las peores políticas neoliberales, a pesar de haber luchado en contra de las mismas (véase Damien Millet y Eric Toussaint, La Deuda o la Vida, Icaria, Barcelona 2011). Las acciones de solidaridad con el pueblo griego son más fuertes pero siguen siendo totalmente insuficientes y sobre todo falta (todavía) un verdadero movimiento social europeo de resistencia al neoliberalismo. El Foro Social Europeo está en crisis desde 2008-2009 y no tiene aspecto de poder reavivarse. Algunas iniciativas nuevas como la Joint social conference (véase Résister à la Dictature de la Finance – Reconquérir la Démocratie et les Droits Sociaux ! ) o la creación de la red ICAN (Red Internacional de auditorías ciudadanas de la deuda , véase Coordinan esfuerzos en Europa y el Norte de África para luchar contra la Deuda y la Austeridad) constituyen iniciativas prometedoras que es necesario apoyar pero son muy frágiles frente a la ofensiva neoliberal y a la estrategia de choque aplicada en la mayor parte de los países europeos. Veremos si el movimiento de los Indignados que del 12 al 15 de mayo de 2012 de nuevo ocupó las plazas en España, logrará extenderse como el año pasado o bajo otra forma. La historia no se repite, pero masculla…sobre todo es vital reaccionar, luchar, unirse para cambiar la relación de fuerza en beneficio de los pueblos frente al 1 % que nos domina. El Festival Subversivo y el Antifest son jalones que nos alientan para llevar a cabo este combate.

Une vue de la salle de cinéma à Zagreb où se déroulent les grandes conférences en soirée

Una vista del cine en Zagreb, donde las grandes conferencias se llevan a cabo en la noche

Traducido por Griselda Pinero


Eric Toussaint

doctor en Ciencias políticas de la Universidad de Lieja y de la Universidad de París VIII, es el portavoz del CADTM internacional y es miembro del Consejo Científico de ATTAC Francia.
Es autor de diversos libros, entre ellos: Capitulación entre adultos. Grecia 2015: Una alternativa era posible, El Viejo Topo, Barcelona, 2020; Sistema Deuda. Historia de las deudas soberanas y su repudio, Icaria Editorial, Barcelona 2018; Bancocracia Icaria Editorial, Barcelona 2015; Una mirada al retrovisor: el neoliberalismo desde sus orígenes hasta la actualidad, Icaria, 2010; La Deuda o la Vida (escrito junto con Damien Millet) Icaria, Barcelona, 2011; La crisis global, El Viejo Topo, Barcelona, 2010; La bolsa o la vida: las finanzas contra los pueblos, Gakoa, 2002. Ha sido miembro de la Comisión de Auditoria Integral del Crédito (CAIC) del Ecuador en 2007-2011.
Coordinó los trabajos de la Comisión de la Verdad Sobre la Deuda, creada por la presidente del Parlamento griego. Esta comisión funcionó, con el auspicio del Parlamento, entre abril y octubre de 2015. El nuevo presidente del Parlamento griego anunció su disolución el 12 de noviembre de 2015.